¿Cómo?

Una descripción, afirmación, información.
Sin saber cómo reaccionar a esa mirada.
Sin saber que hacer sobre esa mirada.
Sin ser una mirada especial,
sin saber si la información transmitida es la adecuada,
para que sea transformada en una descripción adecuada.
Que descripción hay que transmitir para que esa mirada sea informada.
¿Cómo? La verdad no sale sin más.
Una información oculta ante la mirada de todos.
Una pista oculta en el texto profundo, sólo se sabe que es si se siente lo que es.
Y no se dice quien es.
Una forma de expresar algo sin decir lo que es, sin decir para quien es.

Dime, ¿sabes para quién es?

¿Cómo?

“Un recuerdo en letargo de un pasado no muy lejano”

Todo empieza recordando un momento, o algo escondido profundamente sin recordar que estaba ahí escondido; sin saber cuando recordarlo o si se ha vivido. Un momento recordado que fluye sin un cesar… Cediendo el momento,.creciendo y creciendo sin poder pararlo sin poder olvidarlo. Una situación que se repite al recordar ese momento, esa situación vivida.

Una situación incómoda, una situación para recordar, un momento al que poder volver, un sentimiento olvidado, recordado y de nuevo olvidado.

De todo aquello que se ha vivido ese recuerdo prevalece sin un cesar sin perdonar el momento y apretando el presente recordando ese momento pasado. No sin antes dejar una nueva huella para poder recordar y no dejar apartada de nuevo.

Relajarse, olvidarse, sin dejar de expresarse.
Sin dejar de pasar por alto el momento. Sin dejar de pensar lo pensado. Reteniendo el pasado cómo sí de una “palabra en la punta de la lengua se tratase” que no quiere anbandonar el momento… Saboreando el momento para después dejarlo apartado de nuevo pero sin olvidarlo de nuevo, dejándolo ahí con el sabor del momento.

Después de un gran letargo sigue vivo cómo el primer momento.
Cómo interpretarlo sin dejar que se interponga en el presente, sin poder cambiar el momento pasado; sin pretender cambiarlo sigo pensando sí olvidarlo o dejarlo.

Déjalo, dicen.
Olvidate, pienso.
Recuerdo ese momento esa situación que quiero olvidar, pero que no la puedo dejar.

“Un recuerdo en letargo de un pasado no muy lejano”